Ideas para mimarse y cuidarse cuando más lo necesitamos

en la categoría Lifestyle

Hoy me apetecía compartir con vosotros una lista con ideas y cositas que me están ayudando a llevar mucho mejor esta situación. Truquitos que aplico en mi día a día para intentar mantener el ánimo arriba todo lo posible (aunque tengo mis días, como todos). Espero que leer este post te dé nuevas ideas y te haga sentir un poquito mejor.

  • Organiza tus carpetas de fotos en el ordenador. Ver las fotos te traerá recuerdos maravillosos y además , por fin las tendrás ordenadas como siempre querías. Incluso podrías imprimir tus favoritas para hacer un álbum de fotos especial.
  • Descubre nuevos estilos de música. Sube el volumen y baila mientras escuchas grandes clásicos o relájate escuchando alguna banda sonora épica. Aquí te dejo mi usuario de Spotify, tengo muchas listas de música públicas y quizás alguna sea justamente lo que estabas buscando.
  • Tirar y reorganizar. Si tienes algún cajón con más cosas de las que deberías, o alguna estantería que no está como a ti te gusta… ¡Es el momento! Una manera muy eficaz de despejar nuestra mente es despejar el espacio en el que vivimos.
  • Lo mismo pasa con tu armario. Dona lo que no te hayas puesto en los últimos años y tira lo que ya esté muy estropeado. Incluso plantéate ordenarlo por colores, es una técnica muy eficaz que te ayudará a elegir qué ponerte cada día.
  • Ya sé que de esta salimos todos cocineros, pero realmente probar una nueva receta es muy entretenido y reconfortante. Yo que nunca he sido cocinillas me estoy animando a preparar nuevos platos (no todos salen bien, eso seguro) pero me estoy divirtiendo mucho. Aquí te dejo nuestro vídeo con la receta japonesa Mitarashi Dango por si te animas.

  • ¡Nada de estar todo el día en pijama! Aunque trabajes desde casa vístete y arréglate para ver el día de otro color. No hace falta que te pongas tus mejores galas. Hay conjuntos que son super cómodos y ya no te da la sensación de que todos los días son iguales.
  • Cómprate una vela nueva. Las velas dan un toque super acogedor a cada habitación y además si las compras con aroma aún mejor. Léete nuestro post con mis velas aromáticas favoritas aquí.
    Cambia tus muebles de sitio. Reorganiza tu espacio, simplemente cambiando la mesita o el sofá. Quizás esa nueva distribución sea un soplo de aire fresco para estos día que tenemos que estar en casa más de lo que nos gustaría.
  • Si no tienes plantas de interior, es el momento de empezar a llenar tu hogar de verde. Si ya tienes… ¿Acaso alguna vez hay suficientes plantas? ¡Seguro que ya le has echado el ojo a una nueva maceta! Las plantas emanan energía positiva, que hace mucha falta, así que piensa en comprar algunas nuevas, para tu cocina, por ejemplo.
  • Empieza a meditar. En uno de los últimos vídeos que subí a youtube os contaba mi experiencia con la meditación y cómo me ha cambiado la vida. Ver el vídeo aquí. Te recomiendo que lo intentes si aún no lo has probado. En el vídeo te cuento cómo empecé y como aprendí a meditar. Espero que te sea útil.

  • Haz una lista con todas las tareas que tienes pendientes y que te rondan la cabeza. Una por una. Hacerle la revisión al coche, podar el jardín, organizar el garaje… una vez las tengas por escrito adjudica una tarea por día al próximo mes, para ir tachando poco a poco todas las tareas. El tener todas esas obligaciones por escrito, en vez de solo en la cabeza ayuda a aclarar la mente.
  • Lavar sábanas, cortinas, fundas del sofá… Una manera de que nos dé la sensación de que hemos renovado las energías en casa es limpiando. Es genial volver a colocarlo todo, pero limpio y oliendo a nuestro suavizante favorito.
  • ¡Únete a un club de lectura! Es super divertido leer un libro con más personas que comparten tu gusto por la lectura. ¿Qué tal si le echas un vistazo a nuestro club? Click aquí para más información sobre The Orange Book Club.
  • Compra flores. Regálate un ramo y dale un toque de color a tu mesa. La habitación se llenará de un olor fresco y además seguro que ver esos colores te saca una sonrisa cada día.
    Dedica unos minutos al día a hacer una actividad que te guste pero que hasta ahora nunca tenías tiempo para hacer. Por ejemplo, yoga, dibujar, leer, cocinar, bailar, aprender un idioma… algo que disfrutes haciendo. Oblígate a dedicarle 30 minutos al día, al final acabarás incorporando esa actividad que tanto te gusta a tu rutina.

No olvides que lo que llamamos realidad hoy fue imaginación ayer – José Saramago

  • Llama a tus amigos y familiares. Solo para ver qué tal les va, reir juntos, poneros al día… o simplemente para hablar de los planes tan chulos que vais a hacer juntos cuando todo esto pase.
    Tómate las primeras horas del día con calma. Siempre os recomiendo que os levantéis media horita antes para que disfrutéis de esos primeros minutos de la mañana. A mí me va genial levantarme y que mirar el móvil no sea lo primero que haga. Me levanto, desayuno tranquilamente, medito, escribo.. y luego me conecto con el mundo. Prefiero tomarme esos minutos para mí y no dejarme influenciar por lo que vea en redes sociales o en las noticias. Necesito tener una rutina de mañana, alejada de todo, para coger fuerzas y enfrentarme al día.
  • ¡Estira tus músculos! Parece una tontería, pero pasamos muchas horas en casa y sentados. Estirar te vendrá genial para liberar estrés y evitar dolores musculares. En youtube hay muchísimos videos que puedes seguir.
  • Sal a tomar el aire y pasea mínimo una vez al día. Es necesario respirar aire fresco y salir de casa para despejarnos y recargarnos de energía.
  • Tarde de spa en casa. Exfoliate, hidrátate bien, relájate… si no podemos ir al spa que el spa venga a nosotros. Vamos a hacerlo especial, enciende velas, estrena un nuevo exfoliante (este me encanta como me deja la piel), ponte una lista de música relajante y que nadie te moleste durante unas horas ¡Es tu momento!

  • Prueba alguna infusión nueva. En estos momentos que se echa tanto de menos ir a una buena cafetería, probar alguna infusión nueva hace que mi momento del té sea mucho más reconfortante.
  • ¡Haz una limpieza en tus redes sociales! Hay veces que nos nos hace bien ver determinadas fotos o vídeos… Deja de seguir a cuentas que no te ayudan y sigue a las que realmente te aporten algo positivo o entretenido.
  • Créate un tablero en Pinterest y guarda imágenes que te inspiren o que te hagan sentir bien. Pueden ser lugares, frases, fotos bonitas… lo que te apetezca. Será tu tablero de inspiración.
    Apúntate a algún curso. Seguro que hay algo que siempre dices que quieres aprender o mejorar. Un idioma, una habilidad… ¡Es el momento! Yo soy una persona muy curiosa y me encanta aprender nuevas cosas, me hace mantener la mente activa.
  • Escribe. Lo que sea que te ronde la cabeza. Empieza una libreta nueva y llénala de pensamientos. Da igual lo que sea, escribir ayuda a relajar la mente y estoy segura de que te sentirás mucho mejor después de haber dejado por escrito todo lo que piensas.

Sobretodo recuerda que estamos juntos en esto.

Todos vamos en el mismo barco y tenemos que apoyarnos. Es una situación compleja de manejar, todos tenemos días donde no nos apetece hacer nada, pero vamos a intentar que esos sean los menos.

Espero que el post te haya dado alguna idea y que te haya ayudado a mejorar un poquito tu día.

11 comentarios. Dejar nuevo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Tienes que aprobar los términos para continuar

Otros artículos